martes, 4 de marzo de 2008

La alimentación de los niños alergicos

Puede llegar a ser realmente desagradable para el niño y, por otra parte, desesperante para la madre, ver como la carita de su hijo es invadida por una erupción, o se le inflaman párpados y boca.


Si esto no pudo evitarse a tiempo y ya vivió la expe­riencia, sabe bien de qué se está hablando. Pero para quien afortunadamente nunca vivió tal situación, como siempre, la sugerencia se centra en la prevención.

Y para poder prevenirse, es preciso saber que alimentos tales como la leche, el huevo, el trigo, el arroz, la carne de cerdo, el chocolate, las frutillas, la cebolla y los tomates son los alimentos más frectientes como responsables del desarrollo de manifestaciones alérgicas de tipo alimenti­cio en los niños. Y entre sus manifestaciones cutáneas, es­tán la inflamación de párpados y labios.


COMO DEBE SER LA ALIMENTACION DE LOS NIÑOS ALERGICOS


Leche:

El rechazo suele ser hacia la lactosa contenida en ella y que generalmente se manifiesta en los primeros quin­ce días del recién nacido.


Para ellos existen algunas alternativas como la leche de soja u otras fórmulas preparadas en el mercado especial­mente para ellos, como puede ser la leche sin lactosa o hipoalergénica, que puede encontrarse en algunas farmacias.


Huevo:

Estas reacciones pueden incluso ser muy severas, lle­gando a cerrar el tracto respiratorio del niño, manifes­tando también irritación en cara, labios y ojos.


Se recomienda que la primera vez que vaya a darle huevo a su hijo, pruebe con una muy pequeña cantidad, primero con la yema y después con la clara, ya que así sabrá si alguno de los dos elementos es alérgico o sólo uno. Tenga en cuenta que la clara es normalmente la que ocasiona reacciones alérgicas.


Atención. Si su hijo es alérgico al huevo, no debe re­cibir la vacuna del sarampión o triple viral, ya que están hechas con embrión de huevo y pueden dañar severa­mente a su bebé.


Si le interesa, existe una vacuna alternativa para estos niños hecha a base de células diploide humana y hay va­rias cepas.


Fresa y chocolate:

Es más difícil que el pequeño sea alérgico a estos ali­mentos; sin embargo, cuide de su hijo cuando asista a al­guna fiesta de cumpleaños, ya que es allí donde ingieren por primera vez un chocolate.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada